lunes, 1 de diciembre de 2008

Radio Ribarroja. 2000. Un poco de historia

Fue el entonces Presidente de la Diputación, D. Vicente Tarancón, quien en 1997 inauguró Radio Ribarroja en presencia de su director, Alejandro Ferrer Morales y las autoridades municipales. Desde aquella la emisora ha ido integrándose en la vida del pueblo.
No era nada fácil, abrirse un hueco en un espacio saturado y con buenos programas, lograr apartar al oyente de las grandes cadenas radiofónicas constituye aún hoy un reto. Sin embargo como todo Radio Ribarroja tenía que llenar un vacío, un ámbito al que lógicamente ni la COPE ni la SER, ni RNE ni Onda Cero pueden llegar. Y esa ha sido el cariz de la emisora, acercarse a Riba-roja y hablar de ella.
Para conseguir llegar al oyente y hablarle de su mundo más próximo Alejandro ha contado con la ayuda de los colaboradores, quienes entusiasmados por este medio han entrado en los hogares de nuestro pueblo.
Primero fue Paco Miguel y la Música que t’agrada, un espacio en el que pronto los oyentes se familiarizaron gracias al 96 165 20 20. Ese número fue aprendido por muchos que aprovechaban las calurosas tardes de junio para dedicar la canción de moda a sus amigos, hermanos, compañeros de clase o trabajo y como no a Paco, Alex, Gemma i tots els que feu la radio. Paco fue quien abrió la programación y rompió el muro de las cadenas musicales de ámbito nacional y regional.
Un mes mas tarde, precisamente el día en que la radio era la primera en dar la buena noticia, la liberación de Ortega Lara, un pequeño grupo de aficionados comenzaba su andadura por las ondas, a las 11.05 de la mañana se iniciaba el magazine matinal, allí se encontraban los contertulios Alex, Salva, Mac y José, y Javi al control técnico. Tras la tertulia cuyo tema es fácil deducir, la presentación de los espacios que iban a amenizar las mañanas de Julio: los deportes por Salva, mientras Pascual introduciría a los oyentes en el mundo de la música con en clave de pas y JFK en el cine con su espacio, ya veterano (no olvidemos los inicios hace unos cuantos años) La noche americana, espacio que Alex Sebastián completaría con el comentario a las películas de cine del momento, mientras José reflexionaba sobre diversos temas con su minuto de la esperanza, al que seguían Lourdes y Gema con sus recetas de cocina. Eran los primeros momentos de la radio, después se incorporaron otros, los también veteranos Vicente Ribera y Juan Bta. Roselló, los valencianistas Alvaro, David, Mª José y Mónica, el programa rosa del viernes por la tarde, el comentario literario de Jesús Quinzá, el programa de ongs con los alumnos de periodismo del CEU, y como no, los niños también tenían su programa, L’Altra Classe de Radio, dirigido por Monta, Amparo, María, Pili, Majo,...
Pero lo más importante han sido los oyentes, ellos son quienes han abierto el programa al pueblo, con sus intervenciones y con los comentarios en las plazas, las calles, el mercado, la tienda, la publicidad del “ahu sentit lo que digueren ahir, pues en la radio ho digue fulano”, son tantas muestras de cariño hacia la emisora, ellos la han hecho suya y gracias a ellos, a quienes participan en los concursos, aportan sus opiniones, comentan lo último que a pasado,... la radio sigue viva y cada día con más fuerza.
Ella seguirá en el pueblo, pues tiene su lugar, con ese reto diario de ser espejo de la vida de Riba-roja, estar allí donde acontezca algo, ser eco del pueblo a través de intervenciones telefónicas, entrevistas, reportajes, etc. y potenciar cuantas iniciativas surgen en él, como ha sido la colaboración con los comerciantes a través de ACOR.
Quienes colaboramos en nuestra Radio Ribarroja no podemos más que agradecer a los oyentes, a quienes nos permiten entrar en sus hogares y acompañarles.Alex, esto es lo escrito, te lo dejo para que modifiques lo que creas conveniente.